Ventajas de tener una piscina con bomba de calor

El otoño está aquí, oficialmente. Y con él, se acabaron definitivamente los baños en la piscina. O puede que no… Al menos, si contamos con la posibilidad de instalar bombas de calor para piscinas que nos permitan seguir usando nuestra maravillosa piscina sin tener que congelarnos en otoño e invierno.

Básicamente, la bomba de calor es un dispositivo que nos permite regular la temperatura del agua. Pero no es la única ventaja que presenta su instalación. A continuación, te dejamos una lista con las principales ventajas que podrás encontrar y, seguro, apreciar en tu piscina en cualquier momento del año:

 

  • Prolonga la temporada de baño a cualquier época, puesto que mantiene una temperatura agradable que te permitirá disfrutar de agua caliente todo el año.
  • Podrás escoger la temperatura a la que quieres el agua en cada momento: desde los 6ºC y hasta los 35ºC. No es necesario que pases frío, ni calor.
  • Tiene una alta eficiencia en rendimiento, por lo  general. Produce una energía térmica mayor de la que consume, así que es altamente eficiente.
  • Reduce el consume sustancialmente. Con ello, minimiza el aumento de los precios de la energía.
  • Es respetuosa con el medio ambiente, puesto que la energía que se genera no viene de combustibles fósiles.
  • El tamaño de la mayoría de las bombas de calor suele ser compacto, lo cual facilita la flexibilidad de la instalación.

 

¡Imagina la envidia de todos tus conocidos cuando les digas que sigues bañándote en la piscina en pleno mes de octubre! E incluso, si quieres, en diciembre. Vamos, en cualquier momento del año, pues sólo tienes que regular la temperatura. Claro que te resultará más agradable si tienes una piscina interior, porque, de lo contrario, tendrás que escoger muy bien los momentos de baño, cuando haga más sol y sea el máximo de temperaturas diurno. No quieres helarte de frío al salir de la piscina…

¿Qué te parece la opción de instalar una bomba de calor? ¿Has pensado en hacer una fiesta en la piscina este otoño?