Consejos para nuevos vegetarianos

Cada vez, nos encontramos con más personas que han decidido variar su alimentación y pasarse a una dieta vegetariana por muchos motivos. Los más habituales son la concienciación en contra del sufrimiento animal y la necesidad de hacerlo por salud. Por ejemplo, hay quien sufre de gota muy a menudo y prefiere alejarse de cualquier tipo de carne. O bien, personas que descubren los procesos poco sanos por los que pasan las carnes que llegan a las tiendas, y que, a causa del alto precio de carnes más sanas como la ecológica, deciden abandonar su consumo definitivamente.

 

Si eres un nuevo vegetariano, tenemos algunos consejos para ti:

 

1- Debes estar concienciado de este cambio. Si lo haces por moda, no vas a durar. Aunque si lo haces durante una temporada como parte de una apuesta, incluso si es contigo mismo, también te servirá para descubrir los cambios en tu cuerpo al aportar este nuevo tipo de alimentación.

 

2- Busca recetas. Internet está plagado de ellas, aunque, si lo prefieres, también puedes comprarte un libro. Necesitas contar con recetas variadas para no aburrirte de comer siempre lo mismo y para ofrecer a tu cuerpo un repertorio rico y variado de nutrientes.

 

3- Haz versiones de tus comidas favoritas. Por ejemplo, si te gustan muchos los espaguetis con carne, puedes cambiar ésta por soja texturizada, tofu o seitán. Asimismo, es posible hacer espaguetis de calabacín con un cortador especial, o bien, cortando un calabacín a tiras con un cuchillo.

 

4- Hazlo poco a poco. Si no estás del todo convencido, empieza eliminando la carne roja de tu dieta. Así, podrás tener una etapa de transición gradual hasta que termines de renunciar del todo a la carne. E incluso, si lo prefieres, puedes plantarte en una dieta semivegetariana en la que continúes consumiendo pescado o pollo.

 

5- Evita la comida basura. Puedes ser vegetariano y dedicarte a comer alimentos poco saludables, o bien, escoger mal tus comidas. Por ejemplo, no deberías comer cada día patatas, o huevo, o legumbres. Tienes que llevar una dieta variada y equilibrada.

 

Con estos consejos, esperamos que tu paso a la dieta vegetariana no sea muy dura. ¡Mucho ánimo!